Discos

NovedadesArchivo

Goran Bregović – Alkohol

Souvenir musical de los Balcanes

 

 

Por Mariano García
@solesdigital

Sello: Universal Music. Género: Balcánica. Duración: 52:24. Cantidad de temas: 13. Músicos: Goran Bregović (guitarra y voz), Bokan Stanković, Dalibor Lukić (trompetas), Stojan Dimov (saxo), Aleksandar Rajković, Milos Mihajlović (barítonos), Ljudmila Ratkova, Daniela Ratkova (voces), Alen Ademović (voz, percusión). Año 2009.

Instalado como un icono de la música balcánica para consumo externo, Goran Bregović continúa girando alrededor de sus clásicos recursos que lo llevaron al éxito internacional. Con arreglos de melodías folklóricas tradicionales (muchas de ellas, repetidas), colorismo sonoro y canciones amigables, Bregović ofrece 13 temas que pueden llevarse a casa como souvenir musical de Serbia y los Balcanes.

Si la carrera musical de Bregović todavía no puede desprenderse de la sombra Emir Kusturica (a quien le compuso las bandas sonoras de los films que los catapultaron a ambos a la fama global), en este nuevo disco el compositor no se esfuerza demasiado en enterrar las comparaciones en el pasado.

Apenas se pone “play” al CD, es imposible no pensar en la No Smoking Orchestra (NSO) del cineasta. El tema que abre el álbum, “Yeremiah”, se basa en la misma melodía que “Upside Down” que Kustu y compañía popularizaron en el disco “Unza Unza Time” (2000). La sensación de deja-vú se repite a la mitad del disco, cuando suena “Trucker’s song” y uno no sabe si está escuchando nuevamente “Lubenica” (también del “Unza Unza Time” de Kusturica), o “Duj Sandale” de la NSO.

Antes como ahora, ambos se siguen nutriendo de composiciones anónimas del folklore gitano y serbio, con arreglos ya conocidos y sólo cambiando letras y título; un recurso no renovable que comienza a aburrir.

Por suerte, no todo en “Alkohol” repite esa fórmula. Lo mejor surge de la combinación de las buenas composiciones de Bregović y la calidad que aporta su Banda para Bodas y Funerales. Dos temas casi justifican la adquisición del CD: “Paradehtika” y “Venzinatiko”. Allí, las prístinas voces de las hermanas búlgaras Ljudmila y Daniela Ratkova le ponen ese toque único de autenticidad que tanto necesita la propuesta; las fanfarrias de la sección de vientos se hacen cargo de la escena y Alen Ademović sostiene desde la percusión. Otra perla a rescatar en el disco es el homenaje a la leyenda viva de la canción gitana, Esma Redzepova, bien al estilo de la cantante macedonia.

Sin embargo, el riesgo de repetirse a sí mismo asecha nuevamente con “Imagine”, demasiado parecida a “So nevo si” de su disco “Tales and Songs from Weddings and Funerals” (2002), obra que con el paso del tiempo se consolida como un cenit en su carrera que difícilmente Bregović vuelva a alcanzar.

Una brisa renovadora asoma con la presencia del disko boy Shantel, que con su colaboración en “Gas Gas Gas” rompe con la fórmula de canción folk para llevar el sonido a por caminos bailables y un pop que, paradójicamente, suena más auténtico que muchos clichés de efecto etnicista.

Pero no todo es jolgorio, y si algo caracteriza a la propuesta de Bregović es el talento para combinar contrastes, llevar las emociones desde la alegría un casamiento a la melancolía de un entierro. Y en esta segunda faceta reluce la tristeza de “Ruzica”.

Corren los temas y los esquemas son los mismos. Si no se presta una atención minuciosa, cuesta llegar al final sin pensar si las composiciones son las mismas, si uno ya las oyó en este mismo CD, en otros de Bregović, en sus bandas de sonido de los ’90 o en discos de Kusturica. Aunque, seguramente, a esta altura esos detalles les interesen sólo a los obsesivos.

4/5/2010

Notas relacionadas:

Goran Bregović: Como águila de dos cabezas

Galería de fotos de Goran Bregović Wedding & Funerals Band

www.solesdigital.com.ar

 

Lo más visto de Discos
Hilda Lizarazu Mocheeba Tribalistas