Discos

NovedadesArchivo

Trotsky Vengarán: “Siete veces mal”

Punk rock de bolsillo

 

 

Por Jorge de Elizalde

Trotsky Vengarán

Sello: Barca/Entreacto SRL, bajo licencia de Kaola Records. Género: Punk/Hardcore. Duración: 41:40”. Integrantes: Hugo (guitarra y voz), Guille (voz), Héctor (bajo y voz), Cuico (batería y voz). Año: 2006.

El punk rock ya es un género obsoleto. Su actitud tan agresiva en otros tiempos hoy es pura rebeldía adolescente, descomprometida y saludable, fácilmente empaquetable y vendible. Y es eso, en líneas generales, lo que proponen Trotsky Vengarán en su séptima producción.

En una primera escucha lo que queda es esa sensación de "los chicos solo quieren divertirse", una banda más al estilo Blink 182. Sin embargo no es ese el camino que recorre "Siete veces mal". Musicalmente hablando no hay un gramo de originalidad, y esto claramente es intencional. Los tipos hacen lo que les gusta y se acabó.

Pero luego de varias escuchas uno empieza a reconocer rasgos de diferentes bandas del punk/hardcore, tanto nacionales como extranjeras. La divertida "Welcome to the tercer world" arranca bien a lo Green Day del disco "Dookie" (1994), "Otro Lugar" suena efectivamente a Blink 182, pero con mejor onda, "Cerca del infierno" dan ganas de escuchar "Bonzo goes to Pittsburgh" de los Ramones, "Bala perdida" suena definitivamente a 2 Minutos y "Por que a mi" recupera el hardcore de los inicios de Bad Religion. ¿Se puede pedir algo más? Bueno, se le puede agregar cierta dosis de Die Toten Hosen.

El hilo conductor de todo esto es la voz desfachatada de Guille, que para aquellos que no disfruten del género les resultará insoportable, pero para los que están en la "onda" encontrarán un tono más que reconocible en el under nacional.

Luego de todo esto uno empieza a tomarle cariño al disco, hasta el punto de querer llevarse la mitad de los temas en el bolsillo para escucharlos en cualquier ocasión. "Verano", "Los héroes duermen", “Enfermedad” y "Ni una palabra más", además de los temas ya mencionados, pasan a formar parte de la vida cotidiana sin que uno se de cuenta. Son buenas canciones, sencillas, escuchadas mil veces, sin ninguna novedad, pero que por algún motivo queremos seguir escuchando.

29/4/2006

Notas relacionadas:

Informe especial: Rock uruguayo

www.solesdigital.com.ar

 

Lo más visto de Discos
Hilda Lizarazu Mocheeba Tribalistas