Música

NovedadesArchivo

Corey Glover
Festival Viaje de Agua Vol.2
PONCHO

Perfiles: Joe Cain (parte 2)

“La música latina siempre estará en mi sangre”

Por Javier Cardenal Taján
xabi10xabi@gmail.com


Joe Cain con Bobby Cappó-Muntz Hall-Chocolate y Charlie Palmieri

Para que el lector conozca parte de la vasta trayectoria y la faceta musical de Joe Cain, rescatamos varios de sus pensamientos de las charlas que mantuvo con el periodista David Carp en 1999.

Como se mencionó en la primera parte, la gran pasión de Joe por la música latina lo hacían un "gringo" muy distinto al resto. Ese amor era tan grande que muchas veces dijo que no a jugosas ofertas de trabajo: "Tuve muchas oportunidades de trabajar con Lester Lanin durante esa era, Meyer Davis, otras orquestas por dos y tres veces la cantidad de dinero. Pero pensaba que la música era horrible, mis héroes eran Glenn Miller, Stan Kenton, Woody Herman, Harry James. Y entonces escuché a Tito y Machito y quedé atónito. Descubrí una música que verdaderamente disfrutaba y que me llenaba el alma de un sentimiento único cada vez que agarraba la trompeta".

Estas reflexiones de una carrera nacida justo antes del comienzo de la Segunda Guerra Mundial  hablan en nombre de muchos músicos. Mientras la era de las Big Bands comenzaba a decaer, muchos intérpretes de la sección de vientos (judíos, italianos e irlandeses) vieron oportunidades con las bandas latinas (la gran mayoría de estos refugiados de las Big Bands encontraron su nicho en los escenarios de los clubes).

Hay algo inherentemente malo de ir donde va el trabajo, o mejor dicho donde va el dinero. Sin embargo, la carrera de Joe Cain fue guiada por mucho más que este truismo; fue una expresión de temperamento, un volcar de sentimientos y uso de una gran gama de talentos musicales y de relaciones humanas.

Joe Caiani nació el 31 de enero de 1929 en el sur de Filadelfia; su familia se mudó a la sección Trenton del Bronx durante el comienzo de los 30. Siendo adolescente le ofrecieron una trompeta y clases con un primo de su padre llamado Jackie. Luego de ver a Harry James en el teatro Winsor, no tuvo más preguntas sobre cómo quería pasar el resto de su vida. El joven trompetista ahora tenía una excelente motivación para aplicarse en sus estudios, dado que obtener altas calificaciones garantizaba una salida más rápida de la escuela y una temprana entrada al negocio de la música.

Para 1945, el año de la graduación de Joe de la escuela secundaria Theodore Roosevelt, la explosión del baile social causada por el final de la Segunda Guerra Mundial estaba comenzando. Dado que la música era la orden del día, muchos bailes tenían como atracción al menos una orquesta “americana” y una “latina”. Escuchando en sus descansos entre acto y acto a las orquestas latinas con las que alternaba fue que se dio el proceso de exposición de Joe a los ritmos latinos.

El primer director latino en contratar a Caiani fue el pianista/arreglista Rey Dávila (uno de sus primos fue Paquito Dávila, una constante importante en la sección de trompetas de Machito a finales de los 40 y principios de los 50). La habilidad de Joe para leer música y tocarla al instante, sumado a su sentimiento rítmico lo convirtieron en un artista muy codiciado por los directores de orquestas.

Joe recordaba que: “Muchos buenos músicos se sentían incómodos en esas situaciones porque la música latina está algo por encima de los compases. No era una cuestión de acelerar adelantándose, sino que simplemente se está una fracción por encima. A mi me encantaba y de hecho, cuando me fui con la banda de Dizzy, Gillespie luego de tocar con bandas latinas por tanto tiempo, de momento tenía que tocar detrás de manera más apaciguada. Casi tenía que aguantar los caballos, como decimos, para no sobresalir tanto”.

Mientras trabajaba con personas de la talla de Marcelino Guerra, Elmo García, Tito Rodríguez, Charlie Palmieri, José Luis Moneró y Johnny Seguí, Joe se movía entre la televisión y el teatro. “Estaba realizando muchos espectáculos en Broadway y me iba de lo más bien; terminábamos a las 11 de la noche y nuestro “set” en el Palladium que estaba a unas cuadras de distancia no comenzaba hasta las 11:30 o hasta la medianoche. En muchas ocasiones, si el trabajo comenzaba más emprano y me fascinaba la banda, conseguía un músico reemplazante y me iba del show o del trabajo en el que andaba,  y me montaba en el tren para ir a tocar por mucho menos dinero”.

Para el 1945, Joe estaba escribiendo para algunas bandas de baile para las que tocaba; un saxofonista en una de esas bandas le sugirió como mentor a Hugo Montenegro. “Yo le dije, ‘Hugo necesito ayuda con mis arreglos’, y él me respondió: ‘lo mejor que puedes hacer es no escribir para los músicos. Si escribes para el cantante, que él sea la estrella, tenés que escribir alrededor del cantante y nunca sobre-arregles para competir con el cantante’. Ese fue el mejor consejo que me pudo haber dado, aun mejor que revisar mis arreglos. Él solo me decía “Tu tienes que continuar escribiendo para obtener experiencia; Joe arreglar es más que nada experiencia, horas de vuelo”.

Para mediados de los 1950, Joe Caiani era conocido en la escena latina tanto por su forma de ejecutar la trompeta como por sus arreglos en “Hasta que quiere Dios” y otros números para Joe Valle. Cuando el trompetista Al Stewart dejó al conjunto de Vicentico Valdés, Joe fue su reemplazo; éste fue el comienzo de una relación que duraría hasta la muerte de Vicentico en 1995. Caiani no hablaba español y el inglés de Vicentico no era su punto fuerte. Aún así, su comunicación era excelente. Un ejemplo de esto era cuando Vicentico aprendía su material sin leer la música: “Podías tocarle una melodía, la internalizaba inmediatamente y luego de escuchar los acordes era capaz de manipular la melodía de tal manera que uno pensaría que era Sinatra o Sarah Vaughan cambiándola. Yo me sentaba en el piano y él me hablaba sobre las palabras, ‘Vincent, tú sabes que no soy un pianista’, yo le decía y él me respondía ‘Joe, sólo toca con tu dedo, aprendo la melodía mejor con tu dedo que con los pianistas que a veces tocan demasiado y me confundo’”.

Los dos principales arquitectos del sonido de Vicentico Valdés de finales de los 50 y comienzos de los 60 fueron Joe Cain y René Hernández (el cambio en su nombre -de Caiani a Cain- coincide con su trabajo para Seeco Records). Joe generalmente se desempeñaba como compositor de baladas y René era el arreglista de los números movidos; esto es parte del patrón típico de sus colaboraciones, sean con Tito Puente, Javier Vásquez o Charlie Palmieri: “Yo solo hacía las baladas y pensaba que eso estaba bien, porque pude haber tratado escribir salsa dado que la sentía, amaba y apreciaba. Pero entonces dije ‘Dejen al tipo que de verdad sabe que la escriba’, mi fortaleza es escribir para cuerdas y baladas y vientos y las cosas de orquesta”.


Joe Cain's Red Parrot Orchestra

Una noche en el Palladium recibió el elogio más grande que uno se pudiera imaginar- René Hernández dijo que nunca había escrito para cuerdas y quería consejos. Joe le sirvió como mentor así como Hugo Montenegro había hecho con él. El resultado fue un sensacional acompañamiento para las fechas de grabación de Vicentico. El primer fruto de este sonido fue el álbum "Algo de ti", donde se aprecian obbligatos del flautista Jerry Sanfino y del ejecutante para la sección de vientos, Dick Berg, utilizados gracias a sugerencia de Joe Cain. "Mr. Exitos", "Vicentico Valdes with Trumpets and Violins", "Así Canta el Corazón" y "Suave" son solo algunos de los álbumes de Vicentico para el sello Seeco que fueron realizados por el trabajo de Joe Cain como supervisor, arreglista y trompetista (del álbum Algo de Ti escuchen “Tu manera de ser” y “Y con tus palabras” para apreciar algunos hermosos obbligatos de Cain en la trompeta).

Para comienzos de los años 60 las destrezas de producción de Joe Cain estaban en la consideración de toda la industria. Este detalle se tradujo en menos y menos tiempo para tocar la trompeta, la cual terminó dejando a comienzos de los 70. Dicen que producir discos requiere la paciencia de un santo y los testículos de un toro.

Las cualidades arriba mencionadas hicieron posible que Joe Cain supervisara cerca de 400 álbumes, sea como productor de líneas o productor ejecutivo, y lo ayudó a bregar con algunas personalidades altamente volátiles. Sus habilidades editoriales fueron probadas con el grupo de Joe Cuba: “Habían situaciones donde los solos de piano eran muy largos o los solos de bongó no debían estar ahí, todo era muy largo. Es por eso que nuestros ensayos y sesiones de grabación en realidad se convirtieron en sesiones de edición. Sentía que estaba tomando su inspiración y cortándola para que no pasara de los tres minutos y medio. Joe Cuba era un líder  natural y era la fuerza motriz de ese grupo y fue un placer trabajar con él porque sabía lo que quería y reconocía lo que yo quería hacer para él. Y cuando le dije ‘corta ésto, hazlo más corto’ ellos me escuchaban y el resultado fue que tuvimos cuatro o cinco grandes éxitos, uno detrás del otro”.

Tener una lista de éxitos como “La Hija de Lola” para Charlie Palmieri, “La Montaña” o “Noche morena” para Vicentico Valdés, “Temes o “Por qué ahora” para Vitín Avilés, “Mi Jaragual” o “Dime Por Qué” para Ismael Rivera, “Puro Teatro” o “Como Acostumbro” para La Lupe o “Niña y Señora” para Tito Puente no es un pequeño logro. Para un productor que no habla el idioma es algo extraordinario.

Joe recordaba, “Yo siempre quería saber sobre qué era la canción, línea por línea. Y es ahí donde el productor realmente comenzaba a salirme de adentro porque los artistas me traían una canción y decían ‘Este es un buen amigo mío, el tipo que escribió esta canción’. Y yo les decía, ‘Esta es una gran melodía, pero la lírica no dice nada’. ‘No, tu no entiendes Joe. ¡Coño!, si hablaras español entenderías’. Y yo les decía, ‘Si me das una traducción en inglés y yo no escucho nada más que ‘Mi amor, te extraño, eres lo más grande’, no hay historia. Pero si me dices algo en inglés que es más o menos decente entonces yo se que en español debe ser algo especial’”.

Producir álbumes no es solamente escoger canciones; es encontrarles el cantante adecuado y con estilos de presentación apropiados. Es así como la gran visión musical de Joe Cain revivió las carreras de Charlie Palmieri y Vitín Avilés con un plan maestro: “Cuando trabajaba en Tico Records le dije a Morris Levy, mi jefe, que quería reactivar a la Alegre Records, el proyecto legendario de Al Santiago, y le dije a Charlie ‘Quisiera que vinieras con Alegre Records porque tengo demasiados artistas con Tico y podría promoverla mejor de esta manera’". No tardaron mucho en grabar “La Hija de Lola” que se convirtió en un clásico. "Por ese entonces, Charlie solo hacía ciertas fechas para clubes y ahora estaba de regreso con mucho swing".

"Le dije a Vitín, ‘Escucha, quiero grabarte con una orquesta de cuerdas’ y el estaba encantado. No quería herir los sentimientos de Charlie y le dije ‘Charlie mira, aun cuando Vitín esté haciendo sus propios álbumes, cuando haga su álbum contigo quiero que sea tuyo y bien fresco. Es por eso que voy a escribir mitad del material con cuerdas y voy a traer a Tito Puente para que haga el resto del álbum con vientos para mantener las frescura tuya y de Vitín’. Lo que pensé que hacía sentido desde el punto de vista de producción, ventas y en términos de sentido común. Entonces Vitín fue a hacer otro álbum con Charlie y fue refrescante, no el viejo estilo pero era como una reunión entre Joe Williams y Count Basie”.

Es inevitable que el producir discos cause conflictos con personas talentosas y bien concientes de la importancia de su talento; la firmeza de carácter de Joe Cain le permitía funcionar alrededor de egos que andaban por las nubes. Un caso de ésto fue el de la carátula de la grabación Eddie Palmieri-Recorded Live at Sing Sing: “Izzy Sanabria y yo chocamos en todo. El quería el ttulo en letras grandes, y yo le dije ‘No, todo el concepto es la parte de afuera de la prisión Sing-Sing’. Pensaba que Eddie Palmieri at Sing Sing iba a resaltar no importa el estilo. El no quería hacerlo y le dije, ‘Izzy, yo soy el que manda acá y si no te gusta, te vas’. Izzy era un tipo con todo bien puesto pero yo no soy de los que se les camina por encima, así que le dije ‘Mira, esto va a hablar por si solo. Es algo oscuro pero cuando vean “Eddie Palmieri” quiero que se vea con clase, quiero añadir algo de clase a esta miseria’ y al final me salí con la mía”.

Las situaciones de confrontación no eran una constante. Joe recuerda con mucho cariño a Tito Puente, Celia Cruz, Yayo el Indio, Bobby Capó y a Charlie Palmieri por su profesionalismo y falta de complicaciones emocionales en el estudio.

El impacto de Fania Records fue tan inevitable para Joe Cain como para el resto de la salsa de los 70. En 1975 Morris Levy vendió Tico/Alegre  Records a Gerry Massucci, quien en efecto desbandó al sello para evitar la competencia con Fania. Habiendo los sellos dejado ir a algunos de sus mejores artistas y su poder reducido considerablemente, Cain aceptó una oferta de Joe Cayre para trabajar con Caytronics. Se convirtió así en el gerente general de Salsoul Salsa y Mericana, produciendo numerosos álbumes y eventos en vivo (el más conocido de éstos es el concierto de la Tico/Alegre All Stars en el Carnegie Hall que fue grabado como Tico-Alegre All Stars: Live at Carnegie Hall, Vol. 1).

Durante los años 80 fue director musical de The Red Parrot Orchestra. En la década de 1990, gran parte del trabajo de Joe fue como arreglista para artistas de pop.

Reflexionando en cómo la música latina ha cambiado desde los 70, Joe veía algunas cuestiones que lo entristecían. Ejemplos son el dominio de la industria por Miami, la disminución de oportunidades para los músicos latinos jóvenes, la falta de visión y creatividad en las transmisiones y la falta de reconocimiento para los arreglistas y productores en los lanzamientos o relanzamientos de albumes (esto último lo vivió en carne propia con muchas de sus últimas producciones).

Al expresar sus pensamientos, es bien claro su sentir sobre la música, la cual le ha dado tanto una manera de subsistir como un centro espiritual. Nunca ha sido visto por otros latinos como un gringo que meramente sacaba álbumes al mercado con la única intención de lucrar; su talento y empatía son apreciados por todos los que lo conocieron. Como Joe Cain concluyó: “Mi corazón sigue aún con la música latina, la amo y siempre estará en mi sangre”.

Discografía de Joe Cain

1963  Steppin' Out Joe Cuba Sextette - Producer
1966  Mumbles Clark Terry - Arranger, Composer
1968  My Latin Soul Bobby Matos & the Combo Conquistadores - Producer, Supervisor
1969  Bourbon Street Swings: Jazz Fest Masters Various Artists Arranger
1969  The Queen La Lupe - Arranger, Conductor
1969  Thousand Finger Man Candido - Arranger
1970  Beautiful Candido - Arranger, Producer
1971  Chanchullo Gilberto Cruz - Production Coordination
1972  Bustin' Out Joe Cuba Sextet - Producer
1972  Esto Fue Lo Que Trajo El Barco Ismael Rivera y sus Cachimbos - Producer
1972  Recorded Live at Sing Sing, Vol. 1 Eddie Palmieri - Producer
1972  Recorded Live at Sing Sing, Vol. 2 Eddie Palmieri - Producer, Supervisor
1972  Stop! I'm Free Again La Lupe - Arranger, Producer
1972  Tito Puente and His Concert Orchestra Tito Puente - Producer
1973  Al Fin Ednita Ednita Nazario - Arranger, Conductor, Producer
1973  Hecho y Derecho (Doin' It Right) Joe Cuba Sextet - Producer
1973  Vuelve el Gigante Charlie Palmieri - Producer
1974  Best of La Lupe La Lupe - Arranger, Project Coordinator
1974  Mejor de Pacheco Johnny Pacheco - Project Coordinator
1974  La Verdad (The Truth) Javier Vazquez y Su Salsa - Producer
1975  Adelante Gigante Charlie Palmieri - Producer
1975  Sabor Con Angel Canales Angel Canales - Producer
1976  Javier Javier Vazquez y Su Salsa - Producer, Supervisor
1976  Siempre Sere Guajiro Saoco - Production Supervisor
1977  Macho Mumba Saoco - Producer, Production Supervisor
1978  Salsa Greats, Vol. 2 Various Artists - Producer
1979  Dancin' and Prancin' Candido - Producer
1979  Papa Montero Saoco - Producer, Production Supervisor
1982  Jingo Candido - Producer
1992  Best of Cheo Feliciano: Lo Mejor De Cheo Feliciano - Producer, Prod. Coordination, Supvsr
1992  Live at Carnegie Hall Tico Alegre All Stars - Director, Producer
1992  Super Salsa Greats, Vol. 3 Various Artists -] Producer
1993  Best of Celia Cruz [Tico] Celia Cruz - Project Coordinator
1993  Encuentro Con La Lupe La Lupe - Arranger, Conductor, Producer
1993  That Genius Called the Queen La Lupe - Arranger, Conductor
1994  Boleros De Siempre [Polygram] Various Artists - Vocals, Producer
1994  Gigante Hits Charlie Palmieri - Producer
1995  Maldades Tito Allen - Producer
1995  Mejor de Vicentico Valdes Vicentico Valdes - Arranger, Prod. Coordination, Supervisor
1995  Otra Vez Con Amor Vitin Aviles - Arranger, Conductor, Producer
1996  Big Bands Greatest Hits Red Parrot Orchestra - Arranger, Producer
1996  Blue Note Rare Grooves Various Artists -  Arranger, Producer
1997  Complete Jerome Kern Songbooks Various Artists - Conductor
1997  Jumpin': Original Full Length Classics from the Disco Various Artists - Producer
1997  Nu Yorica 2!: Further Adventures in Latin Music Chang Various Artists - Arranger, Producer
1998  Sabroso: The Afro-Latin Groove Various Artists - Producer
1998  Underground Garage: Locked Down Soul f/ the UK Under Gavin "DJ Face" Mills - Producer
1999  Afro Blue, Vol. 2: The Roots and Rhythms Various Artists - Arranger
1999  En el Rincon Chocolate - Producer
1999  Gigante del Teclado Charlie Palmieri - Producer
1999  Latin Roots: Boleros con Cachet Various Artists - Producer
1999  Latin Roots: Voz Elastica de Cuba Vicentico Valdes - Producer
1999  Latin Roots Cheo Feliciano - Producer
1999  Merengues: 15 Exitos Yoyito Cabrera – Producer
2000   Broasted or Fried Various Artists - Producer
2000  Fania Superhits Various Artists - Producer
2000  Goin' to Town City Rhythm Orchestra - Producer, Mixing
2000  Golden Drops Fania All-Stars - Producer
2000  Grandes del Bolero [Fania] Various Artists - Producer
2000  Laberinto de Pasione La Lupe - Producer
2000  Romantico y Salsero Raúl Marrero - Arranger, Producer, Cover Art Concept, Prod. Sprvsr
2000  Saludo Carino Gilberto Monroig - Producer, Supervisor
2001  Saoco! Masters of Afro-Cuban Jazz Various Artists - Producer
2002  A Gozar: Latin Grooves on Blue Note Various Artists - Arranger, Producer
2002  Hed Kandi: Disco Heaven Various Artists - Producer
2003  Anthology: Salsoul and Blue Note Years Candido - Arranger, Producer
2004  In the House [Bonus Disc] Soulfuric - Producer
2004  My Salsoul Danny Krivit - Producer
2004  Salsoul Presents: The Definitive 12 Masters, Vol. 2 Various Artists - Producer
2005  Anthology Candido - Arranger, Producer
2005  My Salsoul: Sleazy Beats and Dirty Vibes Stuart Patterson - Producer
2005  My Salsoul: The Foundations of House Marshall Jefferson - Producer
2005  Salsoul 30th Anniversary Various Artists - Producer
2005  Salsoul Presents: Latin Funk Flavas Various Artists - Producer
2005  Salsoul Presents: The Definitive 12 Masters, Vol. 1 Various Artists - Producer
2006  Club Salsoul Various Artists - Producer
2006  Es La Reina La Lupe - Arranger, Direction
2006  Salsoul 30th: Encore Various Artists - Arranger, Producer    
2006  All Accordion Band All Accordion Band - Arranger, Conductor
2006  Dance Like a Star Various Artists – Arranger

14/5/2010

Notas relacionadas:

Joe Cain: El gringo más latino

www.solesdigital.com.ar

Lo más visto de Música
Chuck D Ed Sheeran Living Colour