Música

NovedadesArchivo

Festival Viaje de Agua Vol.2
PONCHO
Chuck D

Soulfly

Más aguante

Por Juan Finn
finnjuan@yahoo.com.ar

Con una puesta en escena muy básica, un gran profesionalismo y escaso carisma, Soulfly cumplió con su tarea y entretuvo a su público ávido de música pesada. Promocionando Dark Ages (2005) la agrupación liderada por el mítico Max Cavalera (co-fundador de Sepultura) paso por el viejo Obras dando lo necesario por una pesada noche de metal.

La banda cumplió con cada cliché de recital de rock. Estuvo el momento instrumental, el solo de batería, el invitado, el asistente del público convocado al escenario, el intercambio de remeras, el esperado cover clásico de otros tiempos (“Roots Bloody Roots”, Sepultura, Roots, 1996), varios bises, agradecimiento, “son el mejor publico del mundo” y adiós. Muy prolijo, muy organizado, muy frío.

Pero el propio público se ocupo de calentar la escena. Amainando la espera, las hordas del heavy metal recitaban las líricas que dan inicio a “Tribe” (Soulfly, 1998), arto conocidas por la tribu metalera (“Zumbi e o senhor das guerras/Zumbi e o senhor das demandas/Quando Zumbi chega/E Zumbi quem manda”). Pero la agrupación no respondió al pedido. Abrió con “The Dark Ages” la intro de su último álbum, para inmediatamente arremeter con “Babylon”, primer tema del mismo trabajo.

Luego Cavalera y los suyos realizaron un muy completo repaso por su discográfica desde temas tales como “Back to the primitive” (Primitive, 1999) a “Prophecy” (Prophecy, 2003) y de ahí a “Eye for an eye” (Soulfly, 1998) que cerro el encuentro. Entre los nuevos temas destacan la poderosa “Frontlines” y la agresiva “Arise again”, autenticas representantes de este subgénero metálico.

Max Cavalera sigue siendo un icono del rock pesado, un prodigioso intérprete y un excelente líder, lo que hace de Soulfly una agrupación digna de ser admirada. Solo que por esta vez pareciera que no dio todo lo que se esperaba.

Finalizando la noche, desde el campo se reclamaba el tema “Attitude“ (Sepultura, Roots, 1996), cuya letra Cavalera incluyó en “The Song Remains Insane” (Soulfly, 1998), pero los músicos ya no regresarían al escenario. Actitud gritaba el heavy metal y actitud fue lo que le falto a esta presentación de Soulfly.

23/4/2007

Notas relacionadas:

Sepultura: Monstruosa agresividad

www.solesdigital.com.ar

Lo más visto de Música
Indio Solari Ed Sheeran Living Colour